foto.juntaHoy y por ser ya fin de semana os vamos a recomendar dos lecturas que podemos considerar como imprescindibles para conocer el Alzheimer y la tarea del cuidador. Podríamos decir que estos dos libros están indicados para:

*Familiares cuidadores en cualquiera de las fases en la que se encuentre el enfermo. Porque lo que vamos a conocer con las lecturas nos va a ayudar en el día a día de los cuidadores.

*Para estudiantes. Es importante leer un manual de Alzheimer para conocer la enfermedad, pero igual o mucho más es conocer el caso de personas reales que están pasando por la situación.

*Para cualquier persona, que sin tener ni idea de esto quiera conocer y adentrarse en este mundo.

Es curioso, pero por la cara que pone una persona cuando le hablas de Alzheimer, puedes adivinar cómo le ha tratado la enfermedad, si ha entrado en su familia o si solo lo conoce de oídas. Por eso estos libros tienen especial relevancia, porque con sus testimonios nos acerca a la información, conocimientos y experiencia necesaria para comprender, entender y aceptar la enfermedad.

LAS AMAPOLAS DEL OLVIDO. ANDREA GILLIES

Andrea Gillies es una periodista británica que decidió dejarlo todo para dedicarse a cuidar a su suegra, Nancy, con principios de alzhéimer, en una vieja casa en el norte de Escocia. Las amapolas del olvido es el relato estremecedor, enternecedor, maravillosamente bien narrado, de su experiencia como cuidadora, como persona que se dedica íntegramente al bienestar de otro y a intentar ayudarle a vivir y a morir. La historia de Andrea y Nancy y su día a día (unas veces cómico, otras trágico) compone un extraordinario diario novelado que incluye reflexiones sobre el ser, la falta de pasado o el funcionamiento de la mente y alberga toda una lección de humanidad.

LA BRÚJULA DEL CUIDADOR. Raúl Córdoba.

Cuidar y cuidarse es un arte. Son muchos los cuidadores que contagian paz e infunden confianza, y no sólo con sus palabras, sino con sus actitudes; que conservan la calma y no se alteran fácilmente ante las adversidades; que conocen sus limitaciones y piden ayuda; que admiten con sencillez sus equivocaciones… Porque ser cuidador no significa ser perfecto o tener que dejar tu vida de lado. Ser cuidador significa que tienes una poderosa fuerza que duerme en tu interior y que está esperando que la despiertes.
La brújula del cuidador es una obra que, a través de una prosa cuidada y directa, tocada con exquisitas pinceladas de emoción, pretende ayudar a los familiares y cuidadores a vivir una vida con plenitud y a tomar una actitud optimista respecto a la enfermedad y los cuidados. Una lección de amor que difícilmente dejará indiferente al lector.

 

Si tienen alguna duda sobre Alzheimer o Demencia acude a nuestro Centro situado en Sevilla.

Centro Atrade Sevilla

Especialistas en Rehabilitación Cognitiva.